Té helado

0
230
té helado
té helado

El té helado es fácil de hacer e infinitamente adaptable. De hierbas, negro o verde, todos los tipos se prestan bien para preparar una bebida fría refrescante. Puedes prepararlo liviano o fuerte. Puedes tomarlo sin endulzar o endulzado. Además, una vez que tienes lo esencial, puedes comenzar a ser un poco más atrevido con tus recetas.

Preparación:

Comienza vertiendo cuatro tazas de agua hervida sobre 3 a 5 bolsitas de té en una jarra térmica. Si estás preparando té verde helado, deja que la temperatura disminuya ligeramente después de hervir antes de que viertas el agua sobre las bolsitas de té.

Deja reposar de 3 a 5 minutos. Quita las bolsitas de té y endulza a tu gusto, intentando reemplazar el azúcar agregado por edulcorante no nutritivo. Incorpora seis tazas de hielo en cubitos hasta que se derrita o utiliza cuatro tazas de agua fría. Añade rebanadas de limón fresco a gusto. Mantén la jarra en frío y toma el té dentro de las 24 horas.

Para mas recetas ingrese aquí