Ministra de Vivienda admite posible aumento en tarifa del agua tras negarlo

0
175
Ministra de Vivienda admite posible aumento en tarifa de agua tras negarlo
Ministra de Vivienda admite posible aumento en tarifa de agua tras negarlo

Sin especificar a quiénes se dirige, mencionó que el impacto recaerá en aquellos con mayores recursos económicos y hábitos de consumo más elevados

La ministra de Vivienda, Hania Pérez de Cuéllar, planteó la posibilidad de un aumento en la tarifa del agua, proponiendo que aquellos con mayor capacidad económica subsidien a quienes no pueden pagarla, contradiciéndose con declaraciones anteriores.

En ese contexto, aseguró que un futuro aumento no impactará a quienes se encuentran en situación de pobreza y pobreza extrema.

“Seríamos incongruentes e incoherentes si, por un lado, sacamos una ley para darle acceso a agua potable a los más vulnerables, y por otro, estamos pidiendo que se les aumente la tarifa”, comentó.

Aunque señaló que la Superintendencia Nacional de Servicios de Saneamiento (Sunass) tiene la autoridad para revisar las tarifas, admitió que su ministerio propuso el ajuste, el cual se implementaría en los próximos dos años.

“El decreto legislativo lo que plantea es un rebalanceo del esquema tarifario, unas mejoras del esquema tarifario e incluso se le da al regulador dos años para poder establecer esa metodología. Es competencia del regulador poder calcular este esquema y sobre la base de eso se determinará si hay o no hay incremento de tarifas a partir de los 2 años que viene. Sobre esa base se propone mejorar el sistema de subsidio cruzado, que ya existe, pero que no funciona, y también se ha creado el sistema de subsidio inteligente para favorecer a los más vulnerables”, dijo a los medios.

Estas declaraciones surgen en respuesta a los comentarios del presidente de Sunass, Mauro Gutiérrez, quien advirtió sobre un fuerte impacto económico para la población.

El directivo señaló que para finales de 2026, la tarifa de agua potable en Lima y Callao podría duplicarse.

“En Lima, es decir, Sedapal (empresa a cargo del servicio), una familia promedio que consume 15 metros cúbicos paga 65 soles al mes. Por el cambio metodológico, su facturación potencialmente llegaría a 128 soles. Es un incremento del 97 %”, declaró Gutiérrez a Gestión.

Añadió que, al promulgarse el decreto, se indicó que los incrementos tarifarios se realizarían “sin condicionamiento”. Esto significa que no se requiere presentar una justificación para los aumentos.

La reacción del Servicio de Agua Potable y Alcantarillado de Lima (Sedapal) fue motivada por las declaraciones de Sunass. En apoyo a la ministra, afirmó que el ente regulador es el único con la autoridad para establecer y eventualmente aumentar las tarifas.

“La metodología aún está en proceso de evaluación por los actores involucrados; Sunass como ente regulador no tiene nada que ver con cobros, ellos solo fijan la tarifa, por lo que no es posible que el Ministerio les haya pasado alguna fórmula para realizar los cobros”, indicó el gerente general de Sedapal, Julio César de la Rocha.

Subrayó que las Empresas Prestadoras de Servicios (EPS) carecen de la capacidad para establecer sus tarifas, enfatizando que esta responsabilidad recae en Sunass.

Leer también:

PNP captura a mujer que transportaba barras de oro de manera ilegal