Apple deberá pagar $490 millones por ocultar declive del iPhone en China: ¿engaño o error?

0
526
Apple enfrenta una deuda extraordinaria en China.
Apple enfrenta una deuda extraordinaria en China.

Apple enfrenta una deuda extraordinaria en China

Apple, la gigante tecnológica, ha llegado a un acuerdo para pagar $490 millones a los accionistas que la demandaron por ocultar la caída de la demanda del iPhone en China. La demanda colectiva se basa en un comentario del CEO de Apple, Tim Cook, en 2018, donde negó que la demanda del iPhone se viera afectada en China, a pesar de la evidencia contraria.

En noviembre de 2018, durante una llamada con analistas, Tim Cook mencionó que la venta de iPhones se vería afectada en mercados como Brasil, India, Rusia y Turquía, pero enfatizó que China no estaba en esa categoría. Sin embargo, en enero de 2019, Apple anunció que recortaría sus previsiones de ingresos trimestrales en $9 mil millones debido a las tensiones entre Estados Unidos y China, y días después se supo que la compañía reduciría su volumen de producción.

La contradicción entre las declaraciones de Cook y la realidad del mercado provocó una caída del 10% en las acciones de Apple, lo que le quitó $74 mil millones de valor de mercado. Esta fue la primera vez que Apple rebajó sus previsiones de ingresos desde el lanzamiento del primer iPhone. Sin embargo, este tropiezo no marca la racha de ventas que ha tenido la empresa estadounidense en su última década, dejando atrás a marcas con Samsung y Motorola.

Apple niega haber actuado de mala fe, pero ha decidido pagar $490 millones para compensar a los accionistas que compraron acciones de la compañía entre el comentario de Tim Cook en noviembre de 2018 y el anuncio de la caída de ingresos en enero de 2019.

En resumen, Apple ha pagado $490 millones para resolver una demanda por ocultar la caída del iPhone en China. El acuerdo no cierra el debate sobre si la empresa engañó a sus accionistas, pero es un recordatorio de la importancia de la transparencia en el mundo empresarial.

Te puede interesar:

Max se une a la tendencia y combatirá las contraseñas compartidas