Gobierno Británico prohíbe enseñanzas de temas transgénero

0
171
Gobierno Británico prohíbe enseñanzas de temas de transgénero
Gobierno Británico prohíbe enseñanzas de temas de transgénero

El gobierno a impuesto estas medidas por el incremento de casos de niños confundidos con su género, revelado por un estudio

El Ministerio de Educación británico publicó esta semana una nueva guía definitiva para las escuelas y colegios de Inglaterra que limita los contenidos que pueden dictarse en las clases de Educación sexual. Antes de los 9 años, los niños no recibirán ninguna clase de contenido sexual,  más bien se limitarán a información sobre la concepción y el nacimiento.

Lea también: 

Prisión preventiva continúa para exministra Betssy Chávez

A partir de  los 13 años, se podrá brindar información más explícita, como métodos anticonceptivos, enfermedades de transmisión sexual, prevención, aborto, e incluso temas más delicados como la pornografía y violencia sexual.  La guía admite además el acceso de los padres a los materiales que se utilicen en las escuelas del país, y si es el caso que se nieguen a que sus menores hijos participen en temas que a los padres no les parezca convenientes.

Estas medidas, son parte del Partido Conservador, al que pertenece el actual primer Ministro, Rishi Sunak, ratifica que los niños no deben ser expuestos a contenido perturbador que dañe o perjudica su desarrollo. Las nuevas normas también ponen fin a la obligación de los docentes y directivos de las escuelas y colegios de aceptar la llamada “transición social” de los niños. Los profesores no tendrán que seguir que utilizando  nombres y pronombres del sexo contrario al del alumno.

El Gobierno considera que la educación sexual no puede basarse en la ideología de género sino en conocimientos científicamente reales. No quieren que sus niños se vean confundidos acerca de su sexualidad a tan temprana edad, no es un tema que deba tratarse antes de tener la suficiente madures (correspondiente a la de un niño). El reconocimiento propio de la identidad de género se desarrolla con el tiempo, de manera muy similar al desarrollo físico de un niño. En la mayoría de los niños, la identidad de género declarada coincide con su género asignado (sexo). No obstante, en algunos niños, la correspondencia entre el género asignado y la identidad de género no está tan clara.