En momentos de estrés y ansiedad utiliza el reiki

0
150
Reiki 
Reiki 

El Reiki es una terapia alternativa que alivia los dolores físicos. En esta técnica se considera a la persona de forma global en los cuerpos físico, emocional, mental y espiritual, de manera que, no solamente se dirige a suprimir la patología, sino también a recuperar el estado natural de equilibrio que produce bienestar y felicidad.

Método holístico sencillo que puedas aplicar para mejorar el funcionamiento de los órganos y contra los dolores de cabeza

Una iniciación de Reiki es un proceso que abre los siete chakras, corona, corazón, palmas y los conecta con la fuente de energía. A la persona que decide aprender esta técnica de curación, se le enseña a sentir, canalizar y a transmitir la energía mediante la imposición de manos, actuando así como un canal energético.

La sesión se puede trabajar a distancia sobre personas o situaciones: exámenes, juicios, entrevistas de trabajo, estados de ánimos, etc.

El Reiki está indicado en los casos de quimioterapia o radioterapia para disminuir sus efectos secundarios altamente nocivos, aunque está contraindicado durante las intervenciones quirúrgicas.

 

  1. Reduce el estrés; genera equilibrio y bienestar de manera integral.
  2. Armoniza, energiza, estabiliza, relaja(física, mental, emocional y espiritualmente)
  3. Acelera la habilidad natural del cuerpo para auto-sanar(enfermedades, emociones y dolores)
  4. Mejora el funcionamiento y el rendimiento fisiológico de células y órganos.
  5. Aumenta la claridad mental y la concentración para estudiar y/o trabajar.
  6. Mejora la autoestima.
  7. Prepara mental y emocionalmente para los actos quirúrgicos (antes y después de las operaciones)
  8. Es auxiliar en el tratamiento para disminuir las migrañas, depresióndolores menstrualesestreñimiento.
  9. Así como en trastornos alimentarios:bulimiaanorexia.
  10. Se puede usar para sanar plantas y/o animales.

 

Para saber más

Reiki
Reiki

UNA SESIÓN DE REIKI

 Una sesión de Reiki puede durar aproximadamente cuarenta y cinco minutos y el paciente permanecerá acostado en una camilla, descalzo y vestido. Durante la sesión se utiliza música suave  y aromas como incienso o esencias (aromaterapia). Se colocan las manos sobre una serie de ubicaciones en el cuerpo llamados chakras y la Energía Reiki fluye.

Durante un tratamiento, se siente una relajación profunda, una gran sensación de paz. Muchas personas se quedan dormidas, cosa que no influye para nada en el resultado final, algunas siente un cosquilleo, calor o frío en diferentes partes del cuerpo según fluye la energía, otras personas ven colores, experimentan una sensación de “flotar” o sienten emociones que salen a la superficie y otras no sienten nada y no por ello el Reiki no está funcionando.

Se pueden hacer sesiones individuales para obtener una profunda relajación y sensación de bienestar momentáneo o bien el tratamiento de cuatro sesiones donde se trabaja más a fondo para sacar al paciente de algún estado de desarmonía. Al finalizar éste tratamiento se podrán tomar sesiones individuales con la frecuencia que el paciente necesite.

Se aumentan tu energía y tus ánimos, dándote un punto de vista más positivo sobre la vida. Situaciones anteriores de estrés parecen no preocuparte como antes.

 Muchos pacientes tras recibir sus primeras sesiones experimentan unos cambios que pueden resultar molestos. Es habitual que en los días siguientes a la sesión se puedan tener sensaciones de náuseas, vómitos, diarrea, dolor de garganta o simplemente se pase una semana enfadado o de sentimientos a flor de piel. Entonces esta persona piensa que el Reiki le ha ido mal y que está peor que antes de empezar las sesiones. Esto es lo que se llama una crisis de sanación.

Leer también:

Cambia la vibración de tu aura para que todo te vaya mejor