Ucrania asume la responsabilidad del ataque aéreo sobre un almacén de petróleo en la región septentrional de Rusia

0
265
Organismos de inteligencia militar de Kiev han filtrado información que indica su total responsabilidad en operación realizada en Leningrado.
Organismos de inteligencia militar de Kiev han filtrado información que indica su total responsabilidad en operación realizada en Leningrado.

Organismos de inteligencia militar de Kiev han filtrado información que indica su responsabilidad en la planificación y ejecución de la operación, la cual tuvo lugar en la región de Leningrado, situada a una distancia aproximada de 1,000 kilómetros al norte de la frontera ucraniana.

Esta revelación sugiere una participación directa por parte de Ucrania en una acción estratégica llevada a cabo en una ubicación geográfica considerablemente distante de sus propias fronteras.

Las principales autoridades ucranianas informaron el jueves a la Agencia France-Presse (AFP) que llevaron a cabo un ataque contra un depósito de petróleo ubicado en el norte de Rusia. Esta declaración surge después de que Moscú afirmara previamente haber derribado drones de ataque en la región de Leningrado. La fuente de seguridad en Kiev reveló que las fuerzas ucranianas llevaron a cabo esta acción en respuesta a eventos previos, aunque los detalles específicos del ataque y sus consecuencias aún no han sido completamente esclarecidos. Este episodio añade un nuevo capítulo a las tensiones existentes entre Ucrania y Rusia, marcando un desarrollo significativo en la situación geopolítica actual.

La fuente informativa corroboró las versiones de los medios ucranianos sobre un ataque con drones cuidadosamente planificado y ejecutado por Kiev, el cual tuvo como blanco un depósito de petróleo en la región septentrional como parte de una operación especial. Según se indicó, esta acción se llevó a cabo mediante una operación del GUR (Servicio de Inteligencia Militar Ucraniano), haciendo uso de tecnologías modernas propias del país.

Las fuentes de los servicios especiales revelaron que la recopilación de datos aún está en curso, pero ya se han confirmado éxitos en la consecución de los objetivos establecidos en la operación. Este incidente subraya la intensificación de las tácticas operativas en curso y destaca la eficacia de los recursos tecnológicos empleados por Ucrania en este contexto.

Se señaló que, de ahora en adelante, las instalaciones militares ubicadas en San Petersburgo y la región de Leningrado quedarán expuestas a posibles acciones de las fuerzas ucranianas, según declararon fuentes relevantes. Esta afirmación sigue a la información proporcionada por el canal de Telegram ruso independiente Astra, que reportó anteriormente que un dron se precipitó y detonó en las cercanías de una terminal petrolera en San Petersburgo.

Según la fuente de Ukrainska Pravda, si bien no es la primera vez que Ucrania emplea drones para atacar la región de Leningrado, sí es la primera ocasión en que el impacto de dichos ataques se hace sentir de manera significativa, según la percepción del adversario. Este desarrollo marca un cambio significativo en la dinámica de los conflictos regionales y subraya la capacidad de Ucrania para afectar directamente las infraestructuras estratégicas de la región en cuestión.

No obstante, el Ministerio de Defensa de Rusia afirmó hoy que un dron fue eliminado en la región de Moscú, mientras que otro fue destruido en la zona de Leningrado. Estos eventos resaltan la persistencia de la confrontación en el ámbito de los drones y subrayan la importancia estratégica de las regiones afectadas. La discrepancia en las versiones presentadas por las autoridades rusas y ucranianas añade una capa de complejidad a la narrativa, destacando la necesidad de una evaluación objetiva para comprender completamente los acontecimientos recientes en este contexto.

De acuerdo con información proporcionada por Astra, el terminal de almacenamiento de petróleo en San Petersburgo inició operaciones en 1996 y representa la instalación más grande para el transbordo de productos petrolíferos en la región del mar Báltico, con una capacidad de producción anual alcanzando las 12,5 millones de toneladas. Además, es la principal empresa de carga y descarga en el Gran Puerto de San Petersburgo, según informa el periódico ruso RBC.

Las hostilidades entre Rusia y Ucrania se han intensificado con intercambios de ataques mediante misiles y drones dirigidos a las retaguardias enemigas. Sin embargo, hasta el momento, no se han registrado avances significativos por ninguna de las partes en la línea del frente, aunque Moscú insiste en mantener la iniciativa.

El sistema de defensa antiaérea ucraniano informó que logró derribar 19 de los 20 drones de ala fija Shahed lanzados por el Ejército ruso contra diversas regiones del sur de Ucrania en el último miércoles, según el parte de guerra ucraniano.

Ante la creciente amenaza, el Ejército ucraniano emitió un llamado urgente a los residentes de localidades cercanas a la frontera norte con Rusia para que evacuen rápidamente, con el objetivo de evitar pérdidas de vidas civiles debido al constante fuego ruso y permitir que las fuerzas ucranianas respondan sin obstáculos.

El teniente general ucraniano Serguí Naev advirtió sobre la diversidad de armamento utilizado por el enemigo, que incluye aviación, artillería, morteros, lanzagranadas y grupos de sabotaje. Naev destacó la peligrosidad de la situación en las regiones de Sumi y Cherníguiv, instando a la población a comprender que estar en la frontera con Rusia conlleva riesgos significativos. Enfatizó la necesidad de seguir las recomendaciones de las autoridades militares para preservar la seguridad de los ciudadanos y permitir que el Ejército ucraniano pueda enfrentar al enemigo de manera efectiva.

Te puede interesar:

Rusia perdió 315.000 soldados en Ucrania