¿Cómo prevenir golpe de calor en mascotas?

0
208
golpe de calor en mascotas
golpe de calor en mascotas

Si tienes un minino o un perrito, te decimos qué hacer en este verano

En estos días de verano, es importante recordar que nuestras queridas mascotas también pueden sufrir las consecuencias del calor excesivo. El golpe de calor en mascotas puede ser extremadamente peligroso e incluso mortal. ¿Sabías que los perros y gatos no pueden regular su temperatura corporal como nosotros los humanos? Esto significa que son mucho más propensos a sufrir de sobrecalentamiento.

Para enseñarte cómo identificar un golpe de calor en tu mascota, qué hacer y cómo prevenirlo, en este nuevo artículo de tu diario El Men te compartimos información valiosa. Toma nota y aprende a mantener a tus compañeros peludos frescos y seguros durante esta temporada.

¿Qué es un golpe de calor?

La hipertermia consiste en el aumento de la temperatura corporal de una mascota. Dependiendo de la severidad del caso se puede clasificar en estrés calórico, agotamiento por calor o golpe de calor. El último caso es el más drástico y se deben tomar medidas inmediatamente para revertirlo, de lo contrario puede tener consecuencias muy negativas en la salud de tu peludo.

Le puede interesar [Lima: tres fallecidos por golpe de calor]

¿Cómo identificar un golpe de calor?

Los signos clínicos clave para identificar un shock térmico en tu mascota son los siguientes:

  • Temperatura corporal elevada
  • Agitación, sobreexcitación
  • Salivación excesiva
  • Dificultad para respirar, jadeos
  • Cambio de color en las mucosas (rojas, moradas, azules).
  • Aumento del ritmo cardiaco
  • En casos severos puede haber vómitos, diarreas, mareos, letargia, convulsiones, hasta la pérdida de la consciencia.

¿Qué hacer si le da un golpe de calor a mi mascota?

Si tu mascota presenta alguno de los signos que te hemos descrito sigue estas recomendaciones. Actuar oportunamente puede salvarle la vida:

  1. Contacta inmediatamente a tu veterinario de confianza, es importante estar orientado en el paso a paso por un profesional. Tu mascota debe ser evaluada en la veterinaria, pero hasta llegar a la clínica te damos unos consejos para ir tratando el golpe de calor.
  2. Coloca a tu mascota en un ambiente frío o con mayor ventilación y gradualmente disminuye la temperatura corporal aplicando agua temperada en el cuerpo con una manguera o balde.
  3. Aplica compresas húmedas y frías, pero sin enrollar a la mascota, ya que es importante dejar que el calor escape del cuerpo.
  4. No se recomienda aplicar agua muy helada ya que puede provocar vasoconstricción y así disminuir la habilidad de enfriarse.
  5. También puedes colocar a tu mascota sobre un coolmat y si es posible usa un ventilador cerca para mantener frío el ambiente.
  6. Mantén hidratada a tu mascota, pero evitar que tome agua desesperadamente o en demasiada cantidad para evitar ahogamiento (especialmente si son mascotas braquicefalicas).
  7. Lleva a tu mascota inmediatamente de emergencia a la clínica veterinaria.

Le puede interesar [Estrategias de inversión que sí Funcionan.]

 ¿Cómo prevenir el golpe de calor en mi mascota?

Prevenir el golpe de calor en tus mascotas es crucial para mantenerlas seguras y saludables durante el verano. Aquí tienes algunos consejos para lograrlo:

  1. Proporciona agua fresca y abundante: Asegúrate de que tus mascotas siempre tengan acceso a agua fresca y limpia. Cambia el agua con regularidad y coloca varios recipientes en diferentes áreas, especialmente en lugares con sombra.
  2. Evita los paseos en momentos de calor extremo: Limita las actividades al aire libre durante las horas más calurosas del día, entre las 10 a.m. y 4 p.m. Ten mucho cuidado en mascotas que utilizan bozal, ya que no pueden jadear correctamente, por ende no pueden liberar calor eficientemente.
  3. Brinda sombra adecuada: Cuando tus mascotas estén al aire libre, asegúrate de que tengan acceso constante a sombra. Usa toldos, sombrillas o árboles para crear un área fresca y protegida del sol.
  4. Supervisa su actividad física: No sobre exijas a tu mascota durante sus jornadas de actividad física. Además, en épocas de calor no le coloques ropa y procura darle premios fríos/congelados.
  5. Nunca dejes a tu mascota en un vehículo estacionado: Las temperaturas dentro de un automóvil pueden elevarse rápidamente, incluso si las ventanas están entreabiertas. Nunca dejes a tu mascota en lugares cerrados, sin ventilación adecuada o aire acondicionado.
  6. Evita superficies calientes: El pavimento, la arena o cualquier superficie que refleje el calor puede lastimar las patas de tus mascotas. Intenta caminar en áreas verdes o usa botines protectores para perros.
  7. Refréscalos adecuadamente: Proporciona áreas para que tus mascotas se refresquen, ya sea a través de piscinas para perros, baños de agua fresca o paños húmedos. También puedes utilizar esteras o camas refrigerantes para ayudar a mantener su temperatura corporal baja.
  8. Presta atención a los signos de sobrecalentamiento: Estos incluyen jadeo excesivo, respiración agitada, letargo, dificultad para moverse y vómitos. Si notas alguno de estos síntomas, busca atención veterinaria de inmediato.

 ¿A qué mascotas les afecta más el golpe de calor?

Existen ciertas razas de perros y gatos que son más propensos a sufrir un golpe de calor, estos son:

  • Mascotas con braquicefalia (bulldog inglés, bulldog frances, shih tzu, pug, pekines, boston terrier, boxer, o cualquier cruce entre estas razas).
  • Gatos de razas braquicefalas como los persa.
  • Razas de doble manto o con abundante pelo (siberian husky, samoyedo, alaskan
  • malamute, san bernardo, pastor aleman, golden retriever, rough collie, border collie)
  • Mascotas jóvenes
  • Mascotas geriátricas (mayor a 8 años)
  • Mascotas con sobrepeso u obesidad
  • Mascotas con enfermedades cardiovasculares, neurológicas o respiratorias preexistentes.

Recuerda que el golpe de calor puede ser una emergencia médica grave para tus mascotas. Siempre mantente alerta y toma medidas preventivas para mantenerlas frescas y seguras durante los días calurosos.