Rechazan designación de Luis Grados como jefe de Seguridad del Congreso

0
134
Luis Grados Bailetti jefe de la Oficina de Seguridad y Prevención del Congreso
Luis Grados Bailetti jefe de la Oficina de Seguridad y Prevención del Congreso

La Coordinadora Nacional de Derechos Humanos (CNDDHH) rechazó, mediante un comunicado, la designación de Luis Grados Bailetti como jefe de la Oficina de Seguridad y Prevención del Congreso, cargo al que fue designado el pasado mes de setiembre.

La designación de Luis Óscar Grados Bailetti como jefe de la Oficina de Prevención y Seguridad del Congreso es una afrenta a las víctimas y familiares de uno de los más graves actos de barbarie ocurridos en nuestro país: la matanza de Putis“, señaló la CNDDHH.

Leer también [“Saludar gestión de Castillo en agricultura es una burla”]

Asimismo, la institución precisó que, según el Ministerio Público, Grados Bailetti “es uno de los principales responsables del homicidio calificado en la modalidad de alevosía perpetrado contra 123 campesinos en diciembre de 1984”. Por tal razón, exhortó al presidente del Parlamento, José Williams Zapata, a “dar explicaciones” a la ciudadanía respecto a la referida designación, y “revocarla”.

El último 23 de setiembre, el Congreso de la República designó a Luis Óscar Grados Bailetti, “en el cargo de confianza”, de jefe de la citada dependencia parlamentaria. El documento de su nombramiento lleva la firma del Oficial Mayor del Congreso, José Cevasco.

Sin embargo, Grados viene afrontando un proceso en la Cuarta Sala Penal Superior del Poder Judicial, ya que es acusado por la Fiscalía del presunto delito de homicidio agravado cometido contra la comunidad campesina de Putis, Ayacucho, en 1984, cuando él era jefe de la compañía Lince de las FF.AA.

En una resolución del 24 de noviembre del 2016, el fiscal superior Jesús Prado León señaló que se había “acreditado la comisión del delito investigado, así como la responsabilidad penal del procesado”, por lo cual la Primera Fiscalía Superior Penal Nacional fomuló “acusación complementaria” contra Luis Grados como “coautor mediato del delito contra la vida, el cuerpo y la salud- homicidio agravado con alevosía- considerados como crímenes de lesa humanidad”, por los asesinatos de 28 miembros de dicha comunidad.

El Ministerio Público pidió 25 años de cárcel contra Grados y los demás implicados en el caso.