¡Horror! Rusia destruyó depósito de armas de EE.UU. y Europa en Ucrania

0
108
Rusia destruyó depósito de armas de EE.UU. y Europa en Ucrania
Rusia destruyó depósito de armas de EE.UU. y Europa en Ucrania

Rusia aseguró ayer haber destruido con misiles de largo alcance un depósito de armas, suministradas por EE.UU. y países europeos a Ucrania, en una planta de aluminio de Zaporiyia, en el sureste ucraniano.

Las Fuerzas Aeroespaciales rusas golpearon además 59 instalaciones militares ucranianas

Misiles de emplazamiento marítimo de largo alcance y alta precisión Kalibr destruyeron en una planta de aluminio de Zaporiyia hangares con un gran lote de armas y municiones extranjeras suministradas por Estados Unidos y países europeos a las tropas ucranianas“, indicó el Ministerio de Defensa en su parte matutino.

El portavoz castrense, Igor Konashénkov, afirmó además que la aviación operacional-táctica y militar de las Fuerzas Aeroespaciales de Rusia golpeó 59 instalaciones militares de Ucrania durante la noche, entre ellas 50 áreas de concentración de soldados y equipo militar ucraniano, y cuatro almacenes con armas y municiones.

 

SISTEMA ANTIMISILES Y BLINDADOS DESTRUIDOS

Asimismo, derribaron un sistema de misiles antiaéreos Buk-M1 en la zona de Sloviansk, agregó. Konashénkov señaló también que, como resultado de estos ataques, Rusia mató a más de 120 “nacionalistas” y destruyó 35 vehículos y blindados.

Las Fuerzas de Cohetes Estratégicos y Artillería a su vez completaron durante la noche un total de 537 misiones en Ucrania, durante las cuales atacaron 432 áreas de concentración de soldados y equipamiento militar, 67 posiciones de artillería, dos baterías de sistemas de lanzamiento múltiple de cohetes y siete depósitos de municiones, indicó.

 

RUSIA CORTA GAS A POLONIA Y BULGARIA 

Por otro lado el grupo ruso Gazprom suspendió este miércoles todas sus entregas de gas a Bulgaria y Polonia porque estos dos países, miembros de la OTAN y de la UE, no pagaron por los envíos en rublos.

El presidente ruso, Vladimir Putin, declaró el mes pasado que Rusia solo aceptaría el pago de gas en su moneda nacional, el rublo. El objetivo es proteger a su divisa ante las sanciones occidentales.

Tanto Bulgaria como Polonia, muy dependientes del gas ruso, afirmaron sin embargo que los suministros de energía se mantenían gracias a otras fuentes. La suspensión del suministro es consecuencia de “unas acciones inamistosas sin precedentes”, declaró Dmitri Peskov, el portavoz del Kremlin.

Al respecto, el presidente de Polonia, Andrzej Duda, declaró este miércoles en Praga que su país ha acogido “con tranquilidad” el corte del suministro de gas natural ruso y anunció que las empresas afectadas por lo que llamó “violación de contratos” tomaran medidas legales contra Rusia.

Por su parte, Bulgaria confirmó que ya no recibe más gas natural desde Rusia, tras el anuncio del consorcio estatal ruso Gazprom. El ministro búlgaro de Energía, Alexander Nikolov, dijo que la empresa rusa es “un socio imprevisible que utiliza un recurso energético como instrumento de presión durante una guerra”.

PUTIN ADVIERTE QUE RESPONDERÁ CON “ATAQUE RELÁMPAGO”

El presidente ruso, Vladimir Putin, advirtió el último miércoles que Rusia responderá con un ataque “relámpago” a cualquier injerencia estratégica en lo que ocurre en Ucrania, escenario desde hace dos meses de una campaña militar rusa.

“Si alguien, insisto, se dispone a interferir en los acontecimientos en marcha y crea amenazas estratégicas inadmisibles para Rusia, deben saber que nuestros ataques de respuesta serán relámpagos, rápidos”, aseguró Putin durante una intervención ante el Consejo de Parlamentarios en San Petersburgo.

Putin destacó que Rusia dispone de “todos los instrumentos para ello”, en alusión al armamento hipersónico.

Armamento “del que ahora nadie puede presumir. Y nosotros no vamos a presumir. Los usaremos si hace falta. Y quiero que todos lo sepan“, subrayó. “Todas las decisiones al respecto ya han sido tomadas”, agregó.

Leer también [China prepara su propio sistema de defensa contra asteroides]

INSISTE EN ACUSACIONES A OCCIDENTE

El jefe del Kremlin volvió a acusar a Occidente de convertir a Ucrania en una “anti-Rusia” y de empujar a Kiev a enfrentarse con su vecino del norte; atacar la anexionada península de Crimea y la región del Donbás; poseer armas nucleares y abrir laboratorios químicos y biológicos.

“Por eso, nuestra reacción ante esos cínicos planes fue correcta y oportuna”, aseguró, en referencia a la “operación militar especial”.

Garantizó que se cumplirán todos los objetivos marcados en la actual campaña militar, lo que incluye la seguridad de los rusos y los habitantes de las repúblicas populares de Donetsk y Lugansk, cuya independencia ha sido reconocida por Moscú.

“HEMOS EVITADO CONFLICTO”

Los soldados rusos “han prevenido el auténtico peligro que ya pendía sobre nuestra patria (…), evitar un conflicto de magnitud que se hubiera desarrollado en nuestro territorio, pero ya según un guión ajeno”, explicó.

Esta misma semana el ministro ruso de Exteriores, Sergei Lavrov, alertó de que el peligro de una guerra nuclear “es grave, es real, no debe subestimarse”.

Recientemente, Rusia realizó un lanzamiento de prueba con el misil balístico intercontinental Sarmat que, según Putin, “es capaz de superar todos los medios modernos de defensa antimisiles” y “no tiene análogos en el mundo”.