Cambio climático afecta las regiones a ritmos acelerados

0
246
Sequías
Sequías

El cambio climático ya está afectando a todas las regiones del planeta de múltiples formas, señaló el contundente informe publicado el 9 de agosto por el Panel Intergubernamental de Cambio Climático de la ONU, IPCC.

Los fenómenos adversos a los que se enfrentará América Latina, según el contundente informe de la ONU

Avances en la ciencia desde el informe anterior en 2013 permitieron a los más de 200 científicos que participaron en el reporte dar un mensaje tan serio como inequívoco: la influencia humana ha calentado el planeta a un ritmo sin precedentes en al menos 2000 años.

Y aún si se logran reducir drásticamente las emisiones de gases de efecto invernadero, la temperatura seguirá aumentando y es probable que para 2040 exceda los 1,5 °C, el límite considerado seguro por el Acuerdo de París.

Leer también [Incendios forestales siguen ardiendo en varias partes del mundo]

Pero el mensaje central del informe es también un llamado a la acción y a la esperanza: con cada cantidad adicional de calentamiento global los cambios se harán mayores, por lo que cada tonelada de CO2 emitido cuenta. Reducir las emisiones en forma drástica, rápida y sostenida permitirá entonces limitar el impacto del calentamiento global.

En BBC Mundo seleccionaron algunas de las proyecciones del reporte para América Latina. Y para entender su significado conversaron con la climatóloga argentina Carolina Vera, vicepresidenta del Grupo de Trabajo 1 del IPCC que elaboró el informe divulgado esta semana.

TODA SUDAMÉRICA y SUR DE AMÉRICA CENTRAL: mayor aumento de temperatura que a nivel global

 En las páginas regionales o “regional factsheets” del informe, se afirma con un grado de alta confianza que en toda la región de Sudamérica y el sur de América Central “la temperatura media continuará aumentando a tasas mayores que el promedio global”.

En cada región cuando uno quiere evaluar el cambio climático ahí no solo está la influencia de la actividad humana sobre el clima, sino que también esto se combina con la variabilidad climática natural de cada lugar“, señaló Vera a BBC Mundo.

“Esta combinación hace que en algunas regiones la temperatura media aumente más rápido que la tasa de aumento global, en otras puede ser más lento”.

Es muy importante comunicar que los cambios regionales son característicos de cada región, afirmó la experta.

“No podemos extrapolar que en todo el globo la temperatura va a aumentar de la misma manera”.

Leer también [Los científicos que hace 40 años predijeron con exactitud el cambio climático]

TODA SUDAMÉRICA Y SUR DE AMÉRICA CENTRAL: aumento del nivel del mar

El IPCC señala con alta confianza que es “extremadamente probable que el aumento del nivel del mar continúe en los océanos en torno a América Central y del Sur, lo que contribuirá a un incremento de inundaciones costeras en áreas bajas”.

Vera explicó que las diversas proyecciones se afirman con distintos grados de certidumbre: alta confianza, media o baja confianza.

“El proceso del IPCC es supertransparente, hay una guía de cómo vamos a manejar las incertidumbres y comunicarlas con un lenguaje que llamamos calibrado”.

Cuando decimos alta confianza significa que hay múltiples evidencias (muchos artículos, modelos, observaciones), y luego se evalúa la coherencia entre esas evidencias y si hay acuerdo, porque a veces pasa que tienes 100 artículos y 50 te dicen una cosa y 50 otra. Entonces cuando decimos alta confianza es que se cumple todo, que hay mucha evidencia y que hay un gran acuerdo y coherencia entre esas evidencias“.

 

NORTE DE SUDAMÉRICA Y NORESTE DE SUDAMÉRICA: más sequías

Las páginas regionales del informe también realizan proyecciones específicas para distintos sectores de América del Sur y Central.

En el caso del norte de Sudamérica, que incluye Venezuela, las Guyanas y parte de la Amazonía, se señala con alta confianza que va a aumentar el número de días secos y la frecuencia de sequías.

“En esta conclusión tienes dos indicadores distintos, uno es el aumento en el número de días secos, un indicador de la aridez. Pero lo otro es que aumenta la frecuencia de sequías. En el informe hablamos de tres tipos de sequías: la sequía meteorológica (un déficit de precipitación), la sequía hidrológica (déficit de caudales de ríos), y la sequía agrícola y ecológica (déficit de agua en el suelo)”.

“Aquí nos estamos refiriendo a las sequías agrícolas y ecológicas, estamos hablando de la humedad en el suelo.” En el caso del noreste de Sudamérica, que incluye parte de Brasil, el informe del IPCC afirma con alta confianza que aumentará la duración de las sequías.

 

SUROESTE DE SUDAMÉRICA: sequías y condiciones para incendios

En este caso el informe señala con alta confianza que “el área total afectada por un aumento en la frecuencia y severidad de las sequías se extenderá”.

También se afirma que las proyecciones de índices de condiciones favorables a incendios forestales (cálidas, secas y ventosas) indican un aumento en el riesgo de estos eventos (alta confianza).

Esta región incluye tanto a Chile como la zona cuyana y norte de la Patagonia en Argentina, señaló Vera. “La región afectada por las sequías en el sudoeste de Sudamérica se va a expandir. Como al norte llueve menos en general, el problema es cuán al sur se expande esta zona“.

Sin embargo, en la punta sur de Sudamérica se proyecta un aumento de lluvias, un contraste muy grande. Al sur de las regiones tropicales, hay una zona donde los vientos medios se intensifican y es como “la cocina de las tormentas”, los ciclones y los anticiclones van por ahí, explicó Vera.

Se ha observado que esa zona donde se mueven preferentemente las trayectorias de las tormentas, es decir, los sistemas que hacen llover, se ha movido hacia el polo, más al sur. Por eso en el suroeste de Sudamérica hay una tendencia a que llueva menos y a mayores sequías, pero en la zona más al sur, de Tierra del Fuego, es lo opuesto, hay un aumento de lluvias“.