Más mejoras para Mirages-2000

Más mejoras para Mirages-2000

La FAP licita calibración de maletas de prueba CDVE para sus 12 cazas

El Servicio de Electrónica de la Fuerza Aérea del Perú (FAP) requiere de los servicios de un contratista para llevar a cabo servicios de calibración de las Maletas de Prueba CDVE para sus aviones de combate Mirage 2000, reveló el portal web especializado Maquina-de-combate.com.
Los elementos de prueba aseguran la operatividad de componentes tales como el sistema Fly-By-Wire, slats y servo comandos del caza fabricado por Dassault Aviation.

Para tal fin se ha conformado un Comité Especial en el Mercado Extranjero, entidad a cargo de la contratación indicada.
Los dispositivos a calibrar son la Maleta CDVE SN-21 (Maleta de Prueba de Captores), Maleta CDVE SN-16 (Maleta de Prueba de Servo Comandos), Maleta CDVE SN-10 (Maleta de Prueba de Slats), Maleta CDVE SN-9 (Maleta de Prueba de Conos), Maleta CDVE SN-15 (Maleta de Prueba de Seguridad de Conos/Slats) y Maleta CDVE SN-12 (Maleta de Prueba de Simulador de Parámetros).

El valor referencial se ha establecido en 83,591.81 euros (aproximadamente $99,1 mil).
La FAP alinea un escuadrón de 12 unidades del caza Dassault Mirage 2000, diez unidades monoplaza (Mirage 2000P) y dos unidades biplaza (Mirage 2000DP), que fueron adquiridos en el segundo gobierno del arquitecto Fernando Belaúnde Terry (1980-1985), aunque el mandatario había pactado la compra-venta de un lote de 26 unidades, que luego fue reducida a 12 unidades por la administración del primer gobierno de Alan García Pérez (1985-1990) en tratativas que aún hoy en día son materia de discusión.

Historia y repotenciaciones

Tras haber fallado en conseguir del gobierno de Estados Unidos la aprobación para la adquisición de aviones caza, el gobierno de Belaúnde decide en octubre de 1982 la compra de los delta franceses a un costo de 4,564’000,000 de francos.

Mediante los convenios Jupiter I y Jupiter II se sucriben los contratos correspondientes con las empresas Dassault, Snecma y Thomson CSF (hoy Thales).
El convenio Jupiter III de mediados de 1984 preserva el cronograma de entregas de los primeros 16 cazas y se postergan las entregas de los diez aviones restantes para finales de 1988 para adecuarse a la disponibilidad de recursos del Estado peruano.

A mediados de 1986, ahora bajo la administración García, se vuelve a reestructurar el convenio de compra-venta y en esta oportunidad bajo el convenio Jupiter IV se reduce el número de cazas a 12 unidades.

Durante el segundo gobierno de Alan García (2006-2011) se firma contrato para el mantenimiento mayor del fuselaje, motores y algunos componentes puntuales del Escuadrón Mirage 2000. El costo ascendió a $140 millones.

Durante el Gobierno de Ollanta Humala se suspende la siguiente fase del programa de recuperación de los deltas, la correspondiente a la modernización de sensores y compra de armamento, aunque una visita del ministro de Defensa, Jorge Nieto, a las instalaciones del Grupo Aéreo Nº4 de la FAP, con sede en la localidad de La Joya (Arequipa) a inicios de agosto del 2017, avizoraría una reactivación del proceso.

NOTICIAS SIMILARES

Golpe al armamentismo chileno

Conozca el Proyecto Ascolta de la Armada