El final está cada vez más cerca

0
212
Paul Ehrlich, prestigioso profesor de Biología de la Universidad de Stanford
Paul Ehrlich, prestigioso profesor de Biología de la Universidad de Stanford

Prestigioso biólogo Paul Ehrlich pronostica colapso de la civilización por cambio climático y crecimiento poblacional

El crecimiento desorbitante de la población junto con el consumo excesivo per cápita, sumado al imparable cambio climático, harán que la supervivencia en el planeta Tierra solo sea posible para unos pocos privilegiados, en las próximas décadas. Estas son las tesis de Paul Ehrlich, el prestigioso profesor de Biología de la Universidad de Stanford y autor del célebre libro ‘The Population Bomb’ (“La bomba de población”).
Según Ehrlich, la población ideal del planeta debería estar en unos 2.000 millones de habitantes o menos; la actual es de 7.350.

El biólogo asegura que uno de los mayores peligros que enfrenta el medio ambiente, incluso peor que el cambio climático, es la contaminación por los químicos sintéticos.
Además, para poder acabar con el consumo desmedido de los recursos, clama por una redistribución sin precedentes de la riqueza. “Pero los ricos que manejan el sistema global, que se reúnen cada año en la reunión ‘destructora del planeta’ en Davos, es improbable que no tomen esa decisión”, aseguró en una entrevista para The Guardian.

El crecimiento de la población, junto al sobreconsumo per cápita, está llevando a la población al borde del abismo: millones de personas o padecen hambre o están malnutridos, y el cambio climático está matando a las personas”, dijo el biólogo.
Ehrlich cree que el colapso podría estar cerca en las próximas décadas. “Como lo he dicho muchas veces, el crecimiento perpetuo es nuestro cáncer”.

Lo que destruye el mundo natural, para él, es la combinación entre el crecimiento elevado de la población y el consumo desmedido en el planeta. Según una investigación que adelantó el biólogo, esto está llevando a una extinción masiva de la biodiversidad o lo que los científicos llaman como la extinción masiva del Holoceno.

Ehrlich, por el momento, brinda unas soluciones prácticas para mitigar el problema. “Para comenzar, hagamos que los tratamientos modernos anticonceptivos y el aborto sean libres y asequibles para todos y además que las mujeres estén en igualdad de derechos, de salarios y de oportunidades que los hombres”, aseguró.

Otras de sus grandes preocupaciones es la contaminación química. “La evidencia que tenemos es que los tóxicos reducen la inteligencia en los niños”, aseguró.